REFLEXIÓN: Todo ayuda a bien

Cuando Bernard Gilpin, clérigo inglés, llamado “el apóstol del norte”, estaba viajando a Londres para ser juzgado a causa de su fe, se cayó y fracturó una pierna, lo cual detuvo su viaje durante unos días.

Gilpin decía muy frecuentemente: Nada sucede a los que creen en Dios que no sea para su bien; así que la persona encargada de su custodia, aprovechó la ocasión para echarle en cara una observación y le dijo: “¿Por qué cree que se ha roto esta pierna?” A lo que Gilpin le respondió: “De momento no lo sé, pero Dios debe tener sus razones”.

Y así fue. Durante los días que detuvo su viaje, murió la reina María. Esta aflicción lo libró milagrosamente de la muerte segura, pudiendo volver a Houghton pasando por muchos pueblos, donde los creyentes le expresaron su gran gozo bendiciendo a Dios por su libertad.

Normalmente no entendemos el propósito de las pruebas y nos desesperamos, enojamos, frustramos, culpamos a Dios, etc., sin entender que nuestra vista y entendimiento son más pequeños que los del Señor y que sus planes van más allá de este día, semana o año.

Es probable que hoy no entiendas el propósito de la prueba y capaz que tampoco lo hagas de aquí a muchos años, pero puedes tener la certeza que Dios obra para bien para aquellos que confían en Él y guardan sus palabras.

“Y sabemos que Dios hace que todas las cosas cooperen para el bien de quienes lo aman y son llamados según el propósito que él tiene para ellos” Romanos 8:28 (TV)

Nada es al azar, nada sucede porque sí o se escapa de las manos de Dios. Todo nos ayuda a crecer, a formarnos, a aprender para ser capaces de cumplir los planes para los que fuimos creados. Así que si estás atravesando una prueba o las cosas no salen como tú quisieras  y no entiendes el propósito, confía en los planes soberanos de Dios porque Él tiene cuidado de ti.

CVCLAVOZ

Comentarios de Facebook

Comentarios

Publicar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.